Paella para uno

Quedarse soltero es, muchas veces, una elección, no algo circunstancial, de hecho cada vez más personas optan por este modo de vida: los singles, la moderna versión de soltero.

Según el INE,  el número de hogares unipersonales en nuestro país es del 25%. Es decir, uno de cada cuatro, pero está cifra va en aumento.

Por ahora este dato hace referencia a, sobre todo, hombres menores de 65 y viudas en la tercera edad; aunque el número de mujeres que viven solas ha crecido en el año anterior –un 2,6 %. Pero además, el ritmo de crecimiento de los hogares unipersonales habitados por menores de 65 años es cinco veces mayor que el de los formados por mayores de esa edad.

Es una hecho, por tanto, que el mundo single avanza a pasos agigantados, de ahí que surjan nuevas necesidades y demandas. En la restauración, cada vez son más comunes la reservas de personas solas que acuden a comer o cenar. Las mesas individuales aumentan y los hosteleros han de estar preparados para que su carta se adapte a estos estilos de vida. Por ejemplo en Amsterdam, se encuentra el primer restaurante que sólo tiene mesas unipersonales, el EENMAAL. Afirmando “Tú eres tu propia compañía”.

En muchas ocasiones nos encontramos con platos o sugerencias que imponen un “mínimo dos personas”, un claro ejemplo son los arroces. En este punto nos encontramos con una fuerte limitación, que puede provocar rechazo o incluso perdidas de posibles comensales.

Para que esto no se convierta en una barrera, te damos una solución sencilla, ràpida y de una altísima calidad. Nuestros platos están disponibles en raciones individuales para que cada cual disfrute del suyo sin necesidad de elaborar una paella para más personas.

¿Tienes un restaurante? Si queréis saber más, no dudéis en poneros en contacto con nosotros.